POR CLAUDIO JAIME

Como cada año en las costas de México, suceden diferentes clases de fenómenos meteorológicos que afectaran la normalidad de la rutina de muchas personas en diferentes puntos del país, de esa misma forma habrá quienes pongan en peligro su vida y/o su patrimonio dependiendo de la gravedad de los efectos de estos fenómenos naturales.

En lo que a la temporada de ciclones tropicales 2018 se refiere la Comisión Nacional del Agua (CONAGUA) informó que en la costa del Océano Pacifico se espera la ocurrencia de 18 ciclones, 8 tormentas tropicales y 10 huracanes de diferentes intensidades. Fenómenos generados en el Océano Atlántico, se esperan 14 ciclones, 7 tormentas tropicales y 7 huracanes de diferentes intensidades.

Los periodos de ocurrencia de estos fenómenos se estiman desde el 15 de mayo en el Pacifico y desde el 1º de junio en el Atlántico, para ambas regiones la terminación del periodo de riesgo termina el 30 de noviembre, sin que se descarte que suceda alguno mas fuera de estas fechas de forma atípica.

Debido a lo anterior es conveniente para la protección de su patrimonio contar con un seguro para su automóvil y un seguro para su casa, pero ponga mucha atención en esto, no todos los seguros lo protegen en casos de inundaciones, además de los encharcamientos, durante la temporada de ciclones y lluvias hay otras afectaciones que se registran en el centro del país, como la caída de árboles provocada por el reblandecimiento de la tierra y las fuertes ráfagas de viento.

Para muchos conductores y propietarios de casas, los sucesos representan una amenaza tanto para su vida como para su patrimonio, por ello es importante conocer la protección con la que cuentan. En el caso de la protección para automóviles, existen tres tipos de seguros de auto: el de responsabilidad civil o daños a terceros, el de cobertura limitada y el de cobertura amplia.

Los tres cubren los gastos médicos en el caso de que las personas a bordo de un vehículo sufran lesiones, sin embargo, los daños ocasionados al auto por la caída de un árbol u otro objeto, sólo los puedes reclamar si cuentas con una cobertura amplia.

Este tipo de protección incluye diferentes protecciones y una de ellas es la de daños materiales que abarca daños que puede sufrir un auto ante el impacto de un rayo, incendio, ciclón, huracán y otros riesgos como la caída de un árbol u otro objeto extraño”.

Consulte con su agente de seguros, los detalles de cada póliza, lea con atención cada una de las cláusulas y si el riesgo que usted quiere prevenir no se encuentra enlistado con claridad, quiero decir específicamente, no firme, no confié del todo en alguien que intenta venderle algo, asegúrese por usted mismo que el producto que le ofrecen es exactamente lo que usted quiere.

En el caso de los seguros de casa, existen cuatro tipos de coberturas; el tipo A es la más sencilla y la D es la más completa porque abarca protección por terremotos y cualquier riesgo hidrometeorológico. En este caso, si un árbol o espectacular cae sobre su casa debido a fuertes vientos, para poder reclamar al seguro necesitará verificar que se trate de una cobertura amplia.

Los costos de estos seguros varían de acuerdo con la zona, no es lo mismo tener una casa con el mismo valor en la Ciudad de México que en la playa. En la primera la protección más importante sería contra temblores, mientras que en la segunda la amenaza de huracán es más relevante.

Por lo anterior le recomiendo:

Evitar la inercia al contratar un seguro para auto concentrándose en el rubro de “cuáles son los riesgos que me ampara”, no sea de las pocas personas que consideran el rubro respecto a “exclusiones”, esta parte puede ser el criterio principal por el cual usted decida contratar o no un seguro.

Antes que ser víctima, también resulta muy conveniente ser previsor, la cultura de la protección de inmuebles pareciera que se encuentra opacada por una idea equivocada de la protección del medio ambiente y por ello se siembran árboles sin la debida planeación.

Para ponerse a salvo protegiendo su vida y la de su familia:

  • Poner mucha atención a las indicaciones que hacen las autoridades de protección civil y locales respecto de la existencia de fenómenos naturales y los lugares donde poder acudir en busca de refugio.
  • Establecer un plan de comunicación y reunión con sus familiares en caso de fenómenos naturales incluyendo sismos.
  • Tener preparada una mochila, para guardar ahí sus documentos importantes, estos deberán estar protegidos con bolsas de plástico con cierre impermeable.

Y RECUERDE, NO GASTE MÁS DE LO QUE GANA.